Insultos, descalificaciones e injurias

Dicho lo anterior, paso a manifestar cuál es mi opinión sobre la participación pública del ínclito “señor” Vernet en el mundo del autocaravanismo:

Registrado en el foro de ACP con el seudónimo de “damià i carme”, en el que, en poco más de dos años, ha colocado más de 11.500 mensajes con una media de 14,7 mensajes diarios mayoritariamente por el método de copiar y pegar vídeos de You Tube y noticias, de dudoso interés sobre autocaravanismo que van apareciendo por aquí y por allá.

De su trayectoria pública, que no está precisamente colmada de bondades, destacan:

Una queja al “Ombudsman” europeo a pesar de que conocía perfectamente que la citada Institución no acepta quejas que no tengan nada que ver con una reclamación contra una Institución u Órgano de la UE.

Con esta venta de humo de bajo perfil embaucó a un cierto número de usuarios del foro obteniendo los aplausos correspondientes y su momento de gloria.

Una convocatoria a una manifestación primero, luego marcha y finalmente concentración de dos horas en Madrid, a la que se apuntaron 350 familias y acudieron menos de la mitad, culminando con un rotundo fracaso de asistencia.

El mayor logro de la convocatoria, que duró diez meses en el foro, fue el ahondar la brecha entre diferentes grupos de usuarios, entre los no asociados y las asociaciones. debilitando gratuitamente el papel de las asociaciones en el movimiento autocaravanista español. Sin ningún beneficio y sin ofrecer ninguna alternativa válida.

Una brecha que será muy difícil de superar, amasada a base de insultos, descalificaciones e injurias provocadas por miembros de su grupo y estimuladas por la actitud de tan ilustre líder y dirigidas contra quienes advertimos de la inutilidad, del riesgo y de la improcedencia de una iniciativa que podría ser perjudicial para los intereses de los usuarios. Los directivos de las asociaciones que mayoritariamente se desmarcaron de la convocatoria fueron también objeto principal de los improperios escritos en el foro en cuestión.

Una convocatoria que, como estaba previsto, ha puesto de manifiesto la escasa capacidad de movilización del colectivo, lo que en este momento hace más patente nuestra debilidad. Que, como estaba anunciado, no ha servido para que las administraciones hostiles muevan un milímetro sus posturas. Que, como se había anticipado, no haya obtenido ninguna complicidad política, sino todo lo contrario. Y que, como se sospechaba, ha tenido una repercusión mediática ínfima y una buena parte de ella negativa.

Este persona siguió adelante liderando el fracaso a pesar de todos los signos que lo hacían evidente, desoyendo las advertencias de los riesgos que se podían asociar a la convocatoria, sin ninguna cualidad para el diálogo y a pesar de que sabía que el Estado carece de capacidad legislativa en el ámbito de la acampada, que es la normativa que se aplica a uso de las autocaravanas como vivienda.

A pesar de todos los signos objetivos que apoyaban la nula conveniencia de realizar la manifestación, marcha o concentración, siguió alentando con su mensaje cargado de demagogia para embarcar en su cruzada a las 160 familias que en su mayoría acudieron de buena fe desperdiciando innecesariamente para la reivindicación unos recursos necesarios en otros ámbitos más eficientes.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s