Recuperando sensaciones.

Working All States

Working All States

Montar en bicicleta y la telegrafía tienen en común el hecho de que una vez aprendidos, no se olvidan. Después del paréntesis de casi veinte años sin tocar un manipulador ni escuchar los pitidos de un QSO en CW he retomado la actividad como si la hubiera dejado ayer.

La actividad preferente para mí ha sido el comunicado a larga distancia y el motor la curiosidad y el deseo de coleccionar países que ahora se llaman Entidades. Como siempre, la escasa potencia, solo 100 watios y la antena condicionada por el espacio, el costo y las dificultades para instalarla han supuesto siempre unos límites para conseguir comunicar con estaciones lejanas en Entidades difíciles de encontrar radioaficionados. Competir en un pile-up en estas condiciones con los tiburones que tiran de potencia y antena es un reto más que agudiza la paciencia, el conocimiento de la propagación y la técnica para la escuchar y llamar en el lugar y en el tiempo adecuado.

La caza del DX no ha cambiado tampoco. Los pile-ups de las estaciones DX son enormes y el trabajo en split hacen que conseguir culminar un QSO sea también una lotería, sin contar con el QRM intencionado que aunque siempre lo ha habido, ahora es mucho mayor. De esta forma, en estos seis meses, he realizado casi 1.500 QSOs, con los que he trabajado 136 Entidades diferentes del DXCC. He podido añadir 12 nuevos a los 309 del diploma DXCC mixto y 18 al de CW, con lo que sube a 219.

Lo que sí ha cambiado en estos años es la ayuda al operador con los cluster de DX, los “Logbook” y las QSL en soporte de red. Lo que más me ha costado es adaptarme a escribir los datos en tiempo real en el PC. Siempre me han gustado las QSL de papel, algunas de ellas realmente bonitas y evocadoras, sin embargo en la etapa anterior, archivar 10.000 QSL se había vuelto complicado.  He perdido la mayoría así como los antiguos cuadernos de guardia.

Me estoy adaptando también  a las nuevas tecnologías y archivo los datos de los QSO en el logbook de HDR y envío las QSL periódicamente a LoTw y a eQSL. Realmente me van las cosas mejor con LoTw, pues aunque las QSLs confirmadas son sólo un 25% mientras que en eQSL llega al 40%, el número de entidades confirmadas es superior (88 un 64,7%) y en eQSL es de 69 (49,6%). Además LoTw sirve para el único diploma que me interesa, el DXCC. En cualquier caso cuando he necesitado la QSL para confirmar una Entidad rara he tenido que rascarme el bolsillo enviando un SAE con un par de dólares o contribución por PayPal. Eso no ha cambiado solo que en los 60 y 70 era yo el que recibía las “green stamps”.

La utilización de un programa o una “suite” de programas orientados a facilitar la gestión de los comunicados con el control del transceptor por cable y la curiosidad por experimentar los nuevos modos de comunicación digitales me están animando a conocer más a fondo el programa Ham Radio de Luxe (HRD) y a resolver la comunicación entre el TS140S y el PC, camino por el que voy avanzando poco a poco y cuya experiencia espero reflejar en este espacio.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s