Grecia

El impresionante peñón de Monemvasia

El impresionante peñón de Monemvasia

Monemvasia (19 de Septiembre).-

En Monemvasia Impresiona la mole que alberga el Kastro o Ciudad Baja, unida a la costa por un dique y una puerta dotada de un pasaje abovedado. Su creación se remonta al despotado de Morea y fue reformada por los venecianos. Palacios e iglesias junto con la cuidadosa reconstrucción de sus calles dan una idea de un lugar destinado al disfrute de los turistas.

Desde un punto de vista histórico lo más importante es la akrópoli, una extensa ciudadela abandonada que dispone unas excelentes vistas. Alberga la iglesia de Santa Sofía, cuyo edificio recientemente restaurado se remonta al S.XI. Las fortificaciones son venecianas construidas en el S.XVI.

Nafplio (21 de Septiembre).-

Nafplio es una encantadora ciudad turística dominada por la ciudadela y una gran fortaleza veneciana. Dispone de un precioso paseo peatonal marítimo que rodea un promontorio con vistas a la bahía. La ciudad vieja, sus tiendas de artesanía, en especial joyas que son réplicas de los tesoros encontrados en las tumbas antiguas le dotan de un especial encanto.

Entre 1.829 y 1.834 fue capital de Grecia en un período confuso de la historia moderna. El fuerte Palamedes construido a finales del S.XVII domina la ciudad desde una colina.

Puerta de los leones en Micenas

Puerta de los leones en Micenas

Micenas (22 de Septiembre).-

La poderosa ciudad fortaleza de Micenas en la Argólida estuvo situada en un enclave estratégico. Su historia está narrada en la Iliada. Las fortificaciones están realizadas con piedras unidas sin mortero. Datan en su mayor parte de los siglos XIV y XV antes de nuestra era. Destaca sobre todo la puerta de los Leones (Pili ton Leóndon) que es el acceso principal de la acrópolis. Un monumental dintel soporta un colosal tímpano monolítico de 3,90 metros de base, 3,30 metros de altura y un grosor de 70 centímetros, con la representación tallada de dos fieras opuestas en relieve que coronan una puerta pétrea de 3,10 metros de altura por 2,95 metros de anchura , abierta entre dos muros.

Una vez franqueada la puerta, a la derecha, se distingue la entrada a un enterramiento de forma circular que se pensó que correspondía a Agamenón y a su séquito, pero se ha descubierto que es mucho más antiguo (S.XVI ac.). Los hallazgos de las seis tumbas que contenían los cuerpos de ocho hombres, nueve mujeres y dos niños se hallan expuestos en el Museo de Atenas.

La visita se completa con las ruinas de la acrópolis de las que destacan el palacio y el extremo este donde se encuentra el acceso a un aljibe secreto y la puerta norte. En el exterior de las murallas se hallan una serie de tumbas. Las de Clitemnestra (Tafos Klitemnístras) y el Tesoro de Atreo o tumba de Agamenón (Thissavrós Atrea) son las principales.

A pesar de que los hallazgos más importantes se encuentran en el Museo de Atenas, el lugar dispone de un interesante museo con elementos referentes a la cultura micénica.